Erenabi Naagbi - Un refugiado muy bienvenido

Erenabi Naagbi - Un refugiado muy bienvenido

Trabajo actualmente en un hospital, lo que más me gusta de mi trabajo es que me ha permitido ser parte de un equipo que ayuda a la gente a curarse.
Especialmente a aquellos que sufren enfermedades graves, malestar, soy parte de un equipo que les ayuda a curarse y esto es lo que más me interesa. Decidí dejar mi país para tener una vida mejor.

En aquel tiempo comenzaron los disturbios provocados por los recursos en mi país. Dejó de haber paz y tuvimos que buscar seguridad. En ese punto tuve que dejar mi país como un refugiado.

Cuando llegué a este país lo primero que me asombró fue el recibimiento.
La forma en que nos recibieron con los brazos abiertos.
Los americanos son buenos anfitriones.
Fue una gran sorpresa, yo no sabía cómo iba a ser, pero fue maravilloso.

No, esta si es dura… Cuando lloré más en este país fue cuando perdí a mis padres, ellos allá y yo tan lejos aquí, fue muy duro, y cuando recientemente perdí a mi hermana, fue muy difícil, muy doloroso, son los momentos donde más he llorado, más allá de todo esto, todo bien, cuando pierdes a alguien y no vas a verlo más, siempre traerá lágrimas.

Regresar a otras Historias del Sueño Americano
#HistoriasDelSueñoAmericano