• Todas

Maria Ofelia Enriquez - Dejar a los tuyos es dejar una parte de ti

Maria Ofelia Enriquez - Dejar a los tuyos es dejar una parte de ti

Si lo recuerdo. Fue hace mucho tiempo, pero fue una despedida muy dura, muy difícil, porque yo estaba dejando a mis dos hijos y a mi madre, que era lo que más quería. Fue muy duro dejar a los míos, estaba dejando una parte de mí alla, y sabía que no los volveria a ver en mucho tiempo.

El viaje desde Honduras fue muy duro y difícil, muy peligroso. La primera vez fue en 2004, me tomó un mes y medio para poder llegar a Houston. Fue muy difícil.

Al llegar a Estados Unidos, lo que más te impresiona es saber que estás pisando tierra americana, pues finalmente estás a salvo de muchas cosas. La impresión más grande es que vas a tener una mejor vida para ti y para tu familia.

Lo mejor que me ha pasado en este país fue tener un hijo. Lo peor ha sido estar sola sin mis otros hijos.

Por motivo a la muerte de mi mamá, tuve que regresar a mi país.  Agarre mi hijo de dos años y volví a mi país porque el médico le había dado a mi mamá sólo dos días de vida… Entonces llegué y pude estar dos meses más con ella. Vi morir a mi mamá. Después volví de nuevo.

Me encantaría tener a mi hija aquí conmigo, y a mi nieta, no la conozco en persona, solo por teléfono y videollamadas ...

En general, ha valido la pena debido a la educación de mis hijos. Tengo un hijo estadounidense de 12 años y tiene un mejor futuro aquí, estudiando… También tengo un hijo de 23 años aquí conmigo, y tiene un trabajo mejor acá del que podría haber tenido en Honduras. También vale la pena porque puedo apoyar a mi hija. Está terminando su carrera de ingeniería civil ... Así que esos son los logros que yo veo al haber estado aquí en este país.

Regresar a otras Historias del Sueño Americano
#HistoriasDelSueñoAmericano